FNYH ejecuta diversas actuaciones de gestión sostenible en el lugar de importancia Comunitaria de la Montaña Oriental

El proyecto ‘Gestión Tradicional Sostenible en el Lugar de Importancia Comunitaria (LIC) Montaña Oriental’  ha posibilitado la ejecución de actuaciones de gestión sostenible en la Red de Fincas de FNYH en este espacio; concretamente en áreas de montaña de los municipios de Soba, San Roque de Riomiera y Vega de Pas. Enmarcados en esta iniciativa – que ha contado con el respaldo de la Consejería de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca y Biodiversidad – se han efectuado labores de mejora forestal, como la reposición de 950 ejemplares de arbolado autóctono o la colocación y mantenimiento de 1.000 metros lineales de vallado de protección, además de diversas tareas de manejo ganadero tradicional mediante oveja lacha, en las zonas-objetivo citadas.

Los trabajos se han implementado – casi en su práctica totalidad – en el LIC Montaña Oriental, excepción hecha de diversas labores realizadas en la Vega de Pas, municipio que aporta terrenos al citado LIC y al LIC Río Pas. En concreto, las acciones de mejora forestal se han ejecutado en los complejos de fincas de FNYH en San Roque de Riomiera y Vega de Pas, sobre una superficie de unas 16 hectáreas (ha); mientras que las tareas de gestión ganadera tradicional han abarcado – además de los ya citados – los conjuntos de fincas de la organización conservacionista en Soba, con una extensión aproximada de 18 ha.

Entre los trabajos de recuperación de la cobertura boscosa del área, destaca la reposición de las marras (Planta no arraigada o viable) acaecidas en plantaciones previas. Se han empleado unos 950 ejemplares de haya, abedul, fresno, roble, castaño y serbal de los cazadores, procedentes del vivero forestal de FNYH El Pendo. A su vez, se ha procedido al mantenimiento y reparación del vallado protector de varias fincas de la red – actuando sobre unos 1.000 m. lineales – que preserva los espacios reforestados del ramoneo (Empleo como alimento de las hojas y las puntas del ramaje en pies de arbolado inmaduro) y pisado por herbívoros domésticos o silvestres.

En esta línea de preservación del arbolado autóctono, se han colocado unos 800 protectores plásticos, con sus correspondientes varillas-guía o tutores, para facilitar un crecimiento adecuado de la nueva planta. Asimismo, de forma paralela, se han realizado tareas complementarias como la siega de las fincas y el mantenimiento de los cortafuegos perimetrales que las rodean. Las labores de siega tienen como propósitos principales el aprovechamiento del pasto y la eliminación del exceso de biomasa, como medida preventiva contra incendios. Un mecanismo de defensa contra quemas no controladas ilegales o fortuitas que se completa con los cortafuegos referidos.

Por su parte, la gestión ganadera tradicional de la Red de Fincas ha implicado al aumento del rebaño de ovino de FNYH hasta las 80 cabezas, como instrumento de control de maleza y uso de los recursos pascícolas de la zona.Durante el desarrollo de esta acción, las ovejas lachas han permanecido, entre julio y octubre, en el conjunto de fincas de altura situadas en la Vega de Pas; mientras que, con posterioridad, desde principios de noviembre, se han trasladado a las fincas ubicadas en cotas inferiores, en San Roque de Riomiera.Este eje del proyecto se ha extendido al municipio de Soba, a través de acuerdos de cesión de uso de pasto por FNYH a ganaderos locales.

Acogida de visitantes

Otro de los resultados de ‘Gestión Tradicional Sostenible en el LIC Montaña Oriental’ ha sido dotar a la Red de Fincas de FNYH de una infraestructura de acogida de visitantes, gracias a la rehabilitación de una cabaña pasiega – ubicada en San Roque de Riomiera, a unos 900 m. de altitud – que se utilizará como instalación de respaldo a las actividades de sensibilización y divulgación de las características ecoculturales de la zona, desarrolladas por la entidad.

Los trabajos han consistido en la restauración de las condiciones originales de la fachada de piedra, mediante la eliminación del revoco y la pintura, junto con su posterior rejunteo. A su vez, se ha rehabilitado la entrada a la cabaña, reparando las escaleras y puerta principal, y estableciendo por medio de losas un pequeño camino de acceso. Además, se ha procedido al entarimado del suelo con madera de roble, tras sustituir parte de las viguetas de sujeción original. Finalmente, han sido efectuados diversos arreglos en el hogar, el pajar y la habitación, así como la reparación de pequeños desperfectos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *