Home Noticias Noticias Club de Fincas

Edificio restaurado

La Associação Transumância e Natureza, beneficiario asociado en el proyecto LIFE Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico, ha recuperado recientemente un edificio agrícola para transformarlo en palomar en la Quinta do Sol, una de las propiedades que la asociación gestiona a través de un acuerdo de Custodia del Territorio.

El  edificio se ha aislado térmicamente para garantizar una temperatura interior adecuada para las palomas, y el interior se ha recuperado, limpiado y adaptado de modo que pueda albergar 100 parejas.

El palomar va a ser ahora repoblado con paloma bravía (Columba livia), una de las principales presas del águila perdicera (Aquila fasciata), e importante también para el águila real (Aquila chrysaetos).

Este nuevo palomar se suma a otros tres gestionados por la ATNatureza en la reserva Faia Brava, que fueron recuperados gracias al proyecto LIFE Oeste Ibérico, y que contribuyen a la conservación de aves rapaces amenazadas.

MÁS INFO:
Noticia en el blog de ATNatureza.
Acuerdos de Custodia del Territorio.
Folleto resumen del proyecto LIFE Club de Fincas.

Voluntarios ERASMUS+ con FNYH

Continuamos presentando a los voluntarios que nos están acompañando en su experiencia con el programa ERASMUS+ y el Servicio Voluntario Europeo (SVE) en Fundación Naturaleza y Hombre, en sus instalaciones en Salamanca y Cantabria.

Hoy les toca el turno a Erika (Italia), y otra vez a Toni (Croacia), que nos va a contar nuevas cosas.

Erika (Italia)

San Lino (Espeja – Salamanca)

El día de San Lino es fiesta grande en Espeja. Desde hacía mucho tiempo toda la gente me contaba con la sonrisa en la cara sobre estos días, de las actividades que hacen, de las peñas de amigos, de la procesion del Santo, de toda la comida que hay y de lo que divertido que es estar allí en estos días. Por todo lo que me contaban, tenía ganas de ver esta fiesta y también de vivir un momento importante para la gente de Espeja, porque ahora es mi pueblo y ellos son mis amigos.

Una semana antes de la fiesta Toni y yo estuvimos en Cantabria con la Fundación a ver qué hacen allí. Yo de repente me asusté y dije que estaba encantada de tener la posibilidad de estar allí pero que por el día 21 de septiembre tenía que volver a Espeja por la fiesta. Mucha gente no entendía por qué yo quería volver a Espeja en vez de estar allí a ver un lugar nuevo y también haciendo cosas nuevas dado que vivimos en un pueblo bastante aislado. ¡Pero yo siempre contestaba que porque Espeja ¡ES MI PUEBLO!

Y así fue como volvimos de Cantabria después de una semana y cuando llegamos toda la gente estaba en la plaza mirando la iglesia y gritando juntos al son de las campanas por el inicio de San Lino.

Desde que  llegamos no hemos parado de hacer fiesta y de cantar y bailar con toda la gente. He vuelto a ver mucha gente que estuvo en verano, sobre todo los niños que me echaban muchos de menos y he pasado un buen rato bailando y jugando con ellos.

Durante el día del santo hemos tenido el honor de subir al campanario y tocar las campanas por la procesión y enseguida comimos todos juntos. No ha pasado una noche sin cenar en alguna peña. Siempre la gente nos invitaba a cenar con ellos y también nos han dado la camiseta personalizada.

Fue una experiencia importante para mí porque Espeja me ha dado tanto… y eso puede parecer raro porque vivimos en un pueblo y no hay mucho que hacer como en una ciudad. Sobre todo, si vienes de otro país y no conoces a nadie, puedes  sentirse solo. Pero aquí nunca me he sentido sola: las personas son muy acogedoras. De hecho cuando voy por la calle y quiero por ejemplo ir a comprar el pan tardo como media hora porque encuentro siempre alguien que se para a hablar conmigo. Seguro que si hubiera vivido en una ciudad nada de todo eso me hubiera pasado. Este pueblo tiene un alma grande, que nunca olvidaré.

¡Viva Espeja y viva los cebolleros!

Día de vendimia (Espeja)

¡El día de la vendimia es como una fiesta! Toda la gente del pueblo va a vendimiar. Por eso también Toni y yo fuimos invitados en este gran día. Pasamos una buena mañana. Claro, un poco dura por la espalda, pero llena de risas. José, el dueño de la viña, no paraba de cantar canciones tradicionales. Era muy divertido y tengo que decir que canta muy bien. Claro que la parte que me ha gustado más fue el almuerzo a mitad de la mañana. Había de todo: tortilla, chorizo, queso, pan y vino, claro. Al final de mañana nos han invitado a comer con ellos y otra vez un montón de comida y a cantar. Después nos han enseñado el proceso de cómo se saca el zumo y para agradecernos nuestro trabajo nos han dado una caja de uvas deliciosas.

Estuve muy feliz de hacer esta experiencia, también porque nunca lo había hecho antes y encima he aprendido muchas cosas sobre una viña y el vino. Además, he pasado una espléndida jornada con gente muy maja y he participado en un evento del pueblo.

Cantabria

El día trece de septiembre Toni y yo hemos llegado a un pueblo que se llama Guarnizo, en la comunidad autónoma de Cantabria, donde se encuentra la sede principal de Fundación Naturaleza y Hombre. El primer día de llegada hemos conocido a los voluntarios que trabajan allí: Stefano y Riccardo. ¡Son chicos muy majos y nos divertimos mucho juntos! Como bienvenida hemos hecho una barbacoa en la terraza chula que tienen y hemos pasado casi toda la noche allí. Laura, la tutora de los voluntarios, nos ha dicho que el viernes podíamos no trabajar y ver un poco el sitio. Fue así como por el fin de la semana Riccardo y Stefano nos han llevado a muchos sitios como la playa de Somo, Bilbao y el Pozo Negro.

La playa me ha encantado y además a mí me gusta mucho ir al mar y lo echaba de menos. También el trayecto fue bonito porque hemos cogido un barco desde Santander. Luego, después de caminar mucho por la orilla, encontramos un sitio donde parar y he tenido el coraje de bañarme en el mar Cantábrico. La playa de Somo tiene un cierto encanto y desde allí se puede ver la isla donde trabaja la fundación quitando plantas invasoras. El sábado estuvimos en Bilbao, una ciudad que se encuentra en el País Vasco. Aquel día caminamos muchísimo y también encontramos un grupo de gente que puso música cerca del río y se puso a bailar lindy hop, así que estuvimos allí un rato para verlos. El día siguiente estuvimos en una feria de aves, siempre cerca del mar y allí encontramos un señor que estaba anillando y nos pusimos a ver como lo hacía… Fue muy instructivo. Un día por la tarde dimos una vuelta por Liérganes y nos bañamos en un sitio muy chulo llamado el Pozo Negro. donde hay un árbol con una cuerda con la que la gente se tira al agua. Todos los demás lo han hecho, pero yo tenía miedo y el agua estaba demasiado fría para mí. Y cómo olvidar el día que monté a caballo con Patri: hemos hecho una ruta bonita, aunque llovió al final. Pero tengo que agradecerle mucho porque me echaba de menos y fue un regalo bonito para mí.

El lunes empezamos a trabajar y hemos visto casi todos los sitios donde trabaja la fundación excepto la oficina y esto fue una pena porque no hemos conocido toda la gente que trabaja allí. Para empezar vimos la Casa de Alday cerca de las marismas, donde al final de la mañana estuvimos dando un paseo y vimos los caballos losinos. Luego vimos el Fluviarium de Liérganes, que es como un museo de la naturaleza: enseñan el territorio, la vegetación y las especies invasoras. Encima estuvimos en el monte con Lorenzo y este fue el día que más me ha gustado, porque el campo me encanta y allí la naturaleza es maravillosa. Todo es verde y el aire es limpio. Este día hemos buscado los transectos de las plantaciones de los años pasados para medir el crecimiento. Y por último estuvimos en el vivero. El sitio era gigante, tiene muchísimas plantas, semillas y un huerto. También este me ha gustado porque tengo una cierta predilección por las plantas y encima el sitio se encuentra alrededor de las montañas con un paisaje bonito.

En esta semana hemos visto y hecho muchas cosas y quiero agradecer a todos los trabajadores de la fundación y sobre todo a Lorena y a Laura por esta oportunidad.

Toni (Croacia)

Cantabria

En la última semana, mi amiga Erika y yo hemos estado en Cantabria. Allí está otra parte de nuestra Fundación Naturaleza y Hombre. Y allí están nuestro amigos voluntarios  de Italia: Riccardo y Stefano. Allí la fundación tiene más actividades. Y hay más trabajadores que aquí en Campanarios. Ahora me da pena que no hayamos conocido a todos, pero por lo menos hemos conocido a alguno. Y Cantabria me gusta muchísimo. Es preciosa. Lo que más me gusta es el contraste entre la parte interior, las montañas con los bosques verdes, y el mar que está en el norte, todo azul! Uno puede bañarse en el mar (o el río) y disfrutar de las vistas de las montañas. Por eso, siempre me ha gustado el norte de España. También es verdad que hemos tenido mucha suerte con el tiempo, sin lluvia y con mucho sol. Un día hemos visto un poco del País Vasco. Hemos visto Bilbao, que me gustaba por su arquitectura que me recordaba a Lisboa. Y también me recordaba a Lisboa porque es un ciudad con muchas escaleras. Es un ciudad industrial y eso no me gustaba tanto, pero es verdad que hay mucha gente interesante. Me da pena que no hemos visto Santander porque estaba muy cerca de nuestra casa y nos han dicho que es precioso. Nuestros amigos voluntarios viven una vida buena allí. La casa es bonita, está delante  de la estación de los autobuses. Todo está cerca. Ellos dos son muy amables. Es una pena que Riky estaba enfermo (o como Miryam dice, malito), pero hemos disfrutado su compañía cuando se sentía bien. Es la primera vez que he visto a Stefano y es un tío muy amable. Como ha dicho Riky, no es muy hablador, pero es bastante abierto y no es tímido como son las personas silenciosas supuestamente. Y al final, me gustaría decir que aunque Cantabria es muy bonita, yo de momento estoy feliz de vivir en Espeja, mi pueblo pequeño y bonito.

Fiestas de San Lino (Espeja – Salamanca)

Ahora hace tres días que se han acabado las fiestas de San Lino que se celebraron aquí, pero soy consciente de que era algo muy importante para todo el pueblo y para mí mismo.

Voy a empezar esta historia desde el principio, que fue el Mundial. Ahora ya hace unos pocos meses de este partido. Croacia jugaba contra Inglaterra y todos estuvimos en el bar de la piscina, mirando el partido. Allí, con nosotros, también estaban Dani y Alba: una pareja que estaba haciendo un documental aquí en Campanarios. Este día fue loco, muy loco. Todo el pueblo estaba en el bar animando a Croacia y, al final, Croacia ha ganado. Empezabamos a bailar y todo, todo el mundo se volvía loco y Dani dijo que yo tenía que hacer el pregón por las fiestas de San Lino. No creía que era en serio, parecía más como una broma. Pero unos meses después, estaba en Cantabria cuando recibí un mensaje de mi amigo Manu, que es un chico de Espeja. El me decía que Espeja me había elegido para hacer el pregón. Estaba flipando. Me decía que tenía tres días para prepararlo y lo he hecho.

Tres días después, hemos vuelto a Espeja de Cantabria y hemos llegado directamente a las fiestas. Hemos tenido tiempo sólo para cambiar la ropa y ya estábamos con la gente de nuestro pueblo pequeño y bonito. Hemos bebido y hablado con la gente y un poquito después, tenía que hacer mi pregón. Yo nunca he tenido miedo de hablar a la gente, pero tengo que decir que lo tenía esta vez. A pesar del miedo, estoy feliz de cómo lo he hecho y la gente también me ha dicho que le gustó. Cuando se acabó el pregón, podíamos seguir con la fiesta. La gente de Espeja ha mostrado su bondad, gente amable y con gran corazón.

Nunca lo olvidaré. ¡Nunca olvidaré Espeja y San Lino!

Cofinanciado por el programa ERASMUS+ de la Unión Europea.

Cofinanciado por el programa ERASMUS+ de la Unión Europea.

Esta publicación (comunicación) es responsabilidad exclusiva de sus autores. La Comisión no es responsable del uso que pueda hacerse de la información aquí difundida.

MÁS RECURSOS:
Servicio Voluntario Europeo
Erasmus+

cabecera_Workshop_Oeste_Ibérico_2018

Charlas

Visita a la Reserva Biológica Campanarios de Azaba

La Dehesa

Fundación Naturaleza y Hombre ha sido galardonada con el Premio Fundación BBVA a la Conservación de la Biodiversidad por su proyecto ‘Oeste Ibérico: la conservación del Gran Ecosistema’.  El premio ha sido otorgado, según el jurado, “por su impacto regional y transfronterizo en la conservación de ecosistemas amenazados, así como de especies en peligro en una zona de la península especialmente rica en biodiversidad”. “Este proyecto emblemático en custodia y restauración del territorio”, continúa la entidad, “destaca por su carácter integrador del medio rural en la conservación del medio ambiente”.

Los Premios a la Conservación de la Biodiversidad de la Fundación BBVA reconocen e incentivan la labor de las organizaciones conservacionistas, las instituciones y los organismos que desarrollan políticas o funciones de conservación medioambiental.

El premio ha sido otorgado por el “impacto regional y transfronterizo” del proyecto ‘Oeste Ibérico: la conservación del Gran Ecosistema’.

El premio a Fundación Naturaleza y Hombre ha sido concedido en la categoría de ‘Actuaciones en Conservación de la Biodiversidad en España’. Los otros premiados han sido la Fundación Moisés Bertoni para la Conservación de la Naturaleza de Paraguay por el proyecto “Mbaracayú: Conservación, Educación de Mujeres, y Turismo Sostenible” en la categoría de Conservación de la Biodiversidad en el Mundo, y los periodistas Rafael Serra, José Antonio Montero y Miguel Miralles, de la revista Quercus, en la categoría Difusión del Conocimiento y Sensibilización en la Conservación de la Biodiversidad en España.

Desde Fundación Naturaleza y Hombre agradecemos el galardón y nos sentimos muy honrados de compartir el reconocimiento con el resto de premiados. ¡Gracias!

RECURSOS RELACIONADOS:
Noticias sobre las actuaciones de FNYH en el Oeste Ibérico.
Folleto resumen del proyecto LIFE Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico.
I Jornadas sobre la Conservación del Oeste Ibérico: no pierdas la oportunidad de acudir al foro en que se debatirá la conservación del Oeste Ibérico este jueves y viernes, 4 y 5 de octubre, en Salamanca.

cabecera_Workshop_Oeste_Ibérico_2018

Fundación Naturaleza y Hombre, en colaboración con la Universidad de Salamanca y la Associação Transumância e Natureza, organiza las ‘I Jornadas sobre la Conservación de la Naturaleza en el Oeste Ibérico: entre España y Portugal’, que tendrán lugar el 4 y 5 de octubre en la Filmoteca de Castilla y León, en la ciudad de Salamanca.

INSCRÍBETE AQUÍ

Estas jornadas forman parte del proyecto LIFE ‘Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico’, que durante cinco años ha llevado a cabo acciones de recuperación medioambiental en los hábitats presentes entre Salamanca, Extremadura y Portugal, e incluyen un extenso programa de charlas y una visita a una de las fincas emblemáticas del proyecto, la Reserva Biológica Campanarios de Azaba.

Las charlas abordarán el fomento de la biodiversidad tanto desde el punto de vista de las ciencias medioambientales como desde una perspectiva integradora con el uso del espacio y los recursos por parte del ser humano, y tendrán en cuenta también aspectos más prácticos como la búsqueda de financiación para los proyectos.

Así, durante dos días, se expondrán las experiencias de conservación tanto pública como privada en el Oeste Ibérico. Sobre el Parque Nacional de Monfragüe, por ejemplo, hablará su Director Técnico Ángel Rodríguez Martín. También acudirán representantes de las distintas redes de Espacios Protegidos de Castilla y León, Extremadura y Portugal, y se analizará la figura de las Reservas de la Biosfera de la UNESCO.

Proyectos como el LIFE Iberlince, dedicado a la recuperación del lince ibérico en la Península, o el LIFE Rupis, volcado en la conservación del alimoche y el águila perdicera en el Valle del Duero serán abordados también. Y ponentes de la Universidad de Salamanca y de Extremadura mostrarán los avances en estudios de conectividad en espacios naturales y los problemas de la Dehesa, como el de la seca.

Aspectos más prácticos como la financiación de proyectos de conservación serán atendidos por los representantes de las dos instituciones públicas que más fondos aportan a esta causa: la Fundación Biodiversidad, con su Directora Sonia Castañeda, y el programa LIFE, con Íñigo Ortiz de Urbina.

Las iniciativas de desarrollo de la economía rural o la recuperación de razas de ganado autóctonas serán otros temas de las jornadas.

El último día, todo aquel que lo desee podrá visitar la Reserva Biológica Campanarios de Azaba, en el municipio de La Alamedilla, en Salamanca, para lo que se habilitará un autobús gratuito.

INSCRÍBETE AQUÍ

Cartel para las I Jornadas sobre la Conservación de la Naturaleza en el Oeste Ibérico.

Cartel para las I Jornadas sobre la Conservación de la Naturaleza en el Oeste Ibérico.

Los dos millones y medio de hectáreas del espacio hispano-portugués del Oeste Ibérico se extienden desde la zona centro-occidental de Salamanca – Almeida hasta la septentrional de Cáceres – Castelo Branco, y abarcan la Sierra de Gata, los Riscos del Águeda y Monfragüe. Esta área, con su combinación de sierra y dehesa mediterránea, es uno de los reservorios de diversidad biológica más importantes de la Península Ibérica, pues alberga especies como el águila imperial ibérica, el buitre negro o el lince ibérico.

Durante cinco años, el proyecto LIFE Club de Fincas, en que se enmarcan estas jornadas, ha llevado a cabo labores de mejora de los hábitats de la dehesa que han favorecido la presencia de especies emblemáticas como el buitre negro, la cigüeña negra o el alimoche, todo ello a través de los llamados acuerdos de Custodia del Territorio, por medio de los cuales los propietarios de las tierras se implican en su conservación. En total, 27 fincas de las áreas de Campanarios de Azaba, Faia Brava, Monfragüe y Sierra de Gata han participado en el proyecto.

Las jornadas son gratuitas, previa inscripción, y están dirigidas tanto a público especializado como a estudiantes de ámbitos relacionados con el Medio Ambiente y a la población general interesada.

El proyecto LIFE ‘Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico’ está coordinado por Fundación Naturaleza y Hombre con la Associação Transumância e Natureza y la Universidad de Salamanca como beneficiarios asociados, y cuenta con el apoyo del programa LIFE  de conservación medioambiental de la Unión Europa y de la Fundación Biodiversidad, dependiente del Ministerio para la Transición Ecológica, así como con la colaboración de la Junta de Castilla y León.

DATOS PRÁCTICOS
Fecha:
4 y 5 de octubre
Lugar:
Filmoteca de Castilla y León. Calle Doña Gonzala Santana, 1 – Salamanca.
+ visita a la Reserva Biológica Campanarios de Azaba (a 1 h. 20 min. de Salamanca aprox. para lo que se habilitará un autobús gratuito).
GRATIS, previa inscripción.

INSCRÍBETE AQUÍ

MÁS RECURSOS
Programa
Evento en Facebook: para que estés informado al día
Folleto Resumen del proyecto LIFE Club de Fincas
Campanarios de Azaba
LIFE Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico
Salamanca: cómo llegar

¡¡¡NUEVO!!!
¡Mira las fotos de las jornadas!

No es algo nuevo el empeño y la atención que FNYH pone en la parte de educación juvenil, sensibilización y colaboración con otras entidades con el fin de alcanzar a un número siempre más grande de jóvenes y cooperar en su desarrollo cultural, dando a conocer los proyectos LIFE+ que se están llevando a cabo en Cantabria y en el Oeste Ibérico.

Este año,  en colaboración con el proyecto europeo Erasmus SVE, se han englobado en las diferentes aéreas de actuaciones voluntarios provenientes de toda Europa.

En este sentido, FNYH ha acogido a 6 estudiantes de Italia, Francia y República Checa. Dos de ellos están hospedado en Cantabria, y cuatro en la reserva salmantina de Campanarios de Azaba en Castilla y León. En las diferentes aéreas de actuaciones se incorporarán  en las múltiples actividades de conservación y restauración de ecosistemas que la FNYH está llevando a cabo en los proyectos LIFE+.

Qué es el proyecto ERASMUS+

El Servicio Voluntario Europeo (SVE) facilita los desplazamientos de los jóvenes al extranjero para participar en proyectos de voluntariado. Para reforzar la cohesión y fomentar la solidaridad en las sociedades europeas, la Comisión Europea ha promovido la puesta en marcha de un Cuerpo Europeo de Solidaridad, con el objetivo de crear una comunidad de jóvenes comprometidos en diversas actividades solidarias, mediante servicios de voluntariado.

Los proyectos de voluntariado pueden abarcar múltiples actividades en diversos ámbitos (trabajo con jóvenes, actividades culturales, asistencia social o protección del medio ambiente, entre otras).

Las actividades de voluntariado deben durar un mínimo de dos semanas y un máximo de 12 meses y están dirigidas a jóvenes de entre los 18 y 30 años de edad.

Las organizaciones deben proporcionar apoyo antes, durante y después del proyecto de voluntariado. El apoyo es personal, relacionado con las tareas a realizar, lingüístico y administrativo (seguro, visado, permiso de residencia).

Todos los costes esenciales de la participación de los voluntarios están cubiertos (alojamiento, manutención y transporte local que los voluntarios puedan necesitar), además de estar cubiertos por un seguro durante su estancia en el extranjero.

El punto de vista del voluntario

Así cuentan los propios voluntarios cómo han vivido su experiencia:

Carmela (Italia): experiencia de voluntariado en Cantabria

Me llamo Carmela y soy una chica italiana licenciada en ingeniería genética. Tengo 26 años. Debido a mis estudios, me aficioné a la educación y a la divulgación científica. Además, viajando y visitando las diferentes reservas, me di cuenta del valor que tiene el trabajo por el cuidado del medio ambiente.

Elegí participar en un proyecto SVE por unas cuantas razones, personales y profesionales. Creo que esta es una buena oportunidad para valorar mis capacidades y vivir en otro país que tiene una cultura diferente de la mía. Escogí un SVE también para aprender cómo divulgar y educar por medio de las ciencias ambientales y, al mismo tiempo, aprender cómo trabajar en una posible carrera laboral. En particular, elegí FNYH por varias razones: por el proyecto mismo, porque está muy estructurado y es muy completo, y por la organización. Después de investigar el trabajo de la Fundación en la red, decidí proponerme como candidata. Otra razón es por el país: no hay forma mejor que aprender un idioma si no en el país mismo en el que se habla.

Carmela y Ricardo, los voluntarios de Cantabria

Carmela y Riccardo, los voluntarios de Cantabria.

Espero, una vez terminado este proyecto, haber aprendido no solo el idioma, sino también las habilidades y competencias que pueda emplear en futuros estudios y en una carrera. Además, espero crecer como persona y ampliar mis conocimientos.

Hasta ahora he visto un poco de todo y ya estoy empezando a entender cuáles de las actividades se conforman más con mí misma, actitud y capacidades. Es interesante y estimulante poder observar y participar en las distintas actividades. El SVE me parece una excelente manera de ensayar hacia un trabajo futuro, seguir un interés que nos apasiona y al mismo tiempo experimentar la vida en el extranjero sin hacerlo obligatoriamente durante los estudios universitarios.

Toni (Croacia): experiencia de voluntariado en Castilla y León

Desde que llegué aquí, he tenido un relación muy buena con todas las personas de mi pueblo: Espeja. Ha hecho mucho frío al principio (febrero, marzo, abril…), y cuando no ha hecho frío, estaba lloviendo por lo menos. En estos días, para mí era lo mejor estar en el bar, hablar con la gente, ver los partidos, tomar unas cervezas y cosas como estas. Después pude ver que me llevaba bien con la gente, que me aceptan como uno de ellos.

Cuando ha empezado el mundial de fútbol, todas las relaciones que ya estaban bien, mejoraron mucho más :)

Al final, quería devolver algo al pueblo, así que he empezado a pensar y podía ver que una escuela de circo podía ser una idea muy buena, porque en el pueblo había muchos niños de allí o que habían venido a a pasar el verano.

Yo pensaba que podía enseñarles juegos en los que no se usa el móvil. Así que  lo comenté con con mis amigas voluntarias.. Quería ver qué pensaban ellas de esta idea… Y como me dijeron que les parecía guay, eso me dio más motivación… También hablé con la gente del pueblo y con una chica que se llama Araya, que ya tenía otro taller con los niños, pero que también tenía ganas de ayudarme.

Tres días después ya tenía la escuela abierta y niños en clases. Cada día venían entre 10 y 15  niños. Hemos jugado con las pelotas (malabares) y con el diábolo también. Después de 10 días podía ver que los niños ahora podían hacer cosas que no son tan fáciles y eso significaba que mi taller tenía éxito. Estoy muy feliz porque ahora, cuando paseo por la calle, veo que los niños hacen malabares aunque no estén en mi clase.

Eso es algo que me da mucha felicidad y ganas de continuar con este proyecto. Pero ahora tenemos un problema… Como casi se ha acabado el verano y todo el mundo se ha marchado, no hay tantos niños. Hay entre tres u ocho, depende del día. Tengo que pensar si voy a continuar con el circo, o si voy a añadir alguna actividad más…

Cofinanciado por el programa ERASMUS+ de la Unión Europea.

Cofinanciado por el programa ERASMUS+ de la Unión Europea.

Esta publicación (comunicación) es responsabilidad exclusiva de sus autores. La Comisión no es responsable del uso que pueda hacerse de la información aquí difundida.

SABER MÁS:
Un voluntario europeo nos cuenta su experiencia en la Fundación.
Servicio Voluntario Europeo
Erasmus+

Fuente: SVE y voluntarios.

Riccardo Ballin, voluntario del Servicio Europeo, con nuestras monitoras Ana y Laura.

Varios jóvenes del Servicio Voluntario Europeo han escogido este año a Fundación Naturaleza y Hombre para colaborar con nosotros en el mundo de la conservación medioambiental. Entre ellos, Riccardo Ballin, un chico que ha venido desde Italia, nos ha puesto por escrito cómo estaba siendo su experiencia.

Esto es lo que nos ha dicho:

Hola a todos. Me llamo Riccardo y soy un chico italiano. Llevo 6 meses con Fundación Naturaleza y Hombre, con quienes participo en el Servicio Voluntario Europeo (SVE), y la verdad es que me encanta.

Aunque la mayor parte del tiempo la paso en Cantabria, Fundación Naturaleza y Hombre también tiene proyectos en otros lugares, así que yo ahora voy a contaros mi fin de semana en la Reserva Biológica Campanarios de Azaba, en Salamanca.

Me gustó mucho porque he tenido la posibilidad de ver el trabajo que hacen allí los otros voluntarios Tony, Erica, Bea o Manu. El monitoreo de libélulas y caballitos del diablo, Tony con su huerta y sus verduritas… He podido compartir ideas y experiencias con ellos, además de con un chico croata que está un poco loco :)

El sábado visité el muladar y estuve esperando en silencio a que los milanos y los buitres llegasen. Vi 20 milanos reales y cuando llegaron los buitres fue glorioso, porque era como una lluvia de ellos. El cielo se hizo más oscuro de tantos que había.

Fue una de las cosas más bonitas que pude ver.

Así que gracias a la Fundación por esto.

Buitre Negro

Buitre Negro (Aegypius monachus)

 

Cofinanciado por el programa ERASMUS+ de la Unión Europea.

Cofinanciado por el programa ERASMUS+ de la Unión Europea.

Esta publicación (comunicación) es responsabilidad exclusiva de sus autores. La Comisión no es responsable del uso que pueda hacerse de la información aquí difundida.

MÁS RECURSOS:
Servicio Voluntario Europeo
Erasmus+

Polluelo de cernícalo primilla

En el marco del proyecto LIFE Club de Fincas por la conservación en el Oeste Ibérico Fundación Naturaleza y Hombre soltó ayer 15 ejemplares de cernícalo primilla, Falco naumanni el nombre científico, ubicados en el pequeño pueblo de Martiago. La acción forma parte de las actuaciones incluidas en el proyecto para  el refuerzo poblacional del Cernícalo primilla y que tuvo comienzo en 2015 con la puesta en marcha del primillar en la citada población, localizada en la comarca de Agadones.

La facilidad de la observación de la especie por el hecho de que crían en edificios y pueblos beneficia en una doble vertiente; por un lado les hace fácilmente visibles por parte de la población local, lo que hará aumentar el conocimiento y la valoración de la biodiversidad por parte de la población y, por otro lado, ofrece un nuevo potencial ecoturístico a la zona, por tratarse de una especie muy escasa en Europa.

Polluelos durante la suelta

Polluelos durante la suelta

Pese a que esta especie estuvo presente de forma estable en el territorio hasta no hace demasiado tiempo, la causa principal del declive de la población del cernícalo primilla ha sido la degradación de su hábitat, principalmente debido a la intensificación de la agricultura y los cambios del uso del suelo asociados a ella, el uso de pesticidas que fue reduciendo las poblaciones de presas, puesto que su dieta está basada en insectos, y en menor medida pequeños mamíferos (ratones y otros pequeños mamíferos)

Los terrenos ricos en actividades agrícolas y ganaderas, eran el hábitat perfecto donde estas aves encontraban gran cantidad de alimento. Por otro lado para el hombre, la presencia de esta pequeña ave resultaba de gran beneficio para las actividades del hombre, ya que estas rapaces han ejercido durante todos estos años la función de “controladores biológicos en los cultivos, contribuyendo a la reducción de plagas.

Las acciones enmarcadas en este proyecto se centran en la reintroducción de ejemplares y en la mejora y conservación de sus hábitats a través de:

  • desarrollo de cultivos de secano,
  • colocación de nidales específicos en antiguas edificaciones
  • creación de nuevas zonas de cría

La elección del municipio de Martiago y su casco urbano, responde a que una gran parte de este término, especialmente la zona no dominada por la cuenca del río Águeda (Riscos del Águeda), está caracterizada por amplias llanuras levemente onduladas, con parcelas de variado tamaño, explotaciones de cereal de invierno y pastos para aprovechamiento ganadero en extensivo, especialmente de ganado bovino. Los cerramientos con alambradas y paredes de piedra, numerosas charcas en las explotaciones y los tendidos telefónicos son característicos en el paisaje, elementos muy apetecidos por esta especie de pequeño halcón que utiliza estas atalayas para otear sus presas en las jornadas de campeo y caza.

Para cumplir con las acciones mencionadas se pudo contar con la colaboración del Ayuntamiento de Martiago, con el que se mantiene vigente un Acuerdo de Custodia, a través del cual se realizan una serie de actuaciones para la conservación de la naturaleza en el término municipal.

El proyecto LIFE Club de Fincas por la conservación en el Oeste Ibérico tiene a la Fundación Naturaleza y Hombre como beneficiario coordinador de proyecto con el apoyo de la Fundación Biodiversidad, dependiente del Ministerio de Transición Ecológica del Gobierno de España; y del programa LIFE de la Unión Europea.

El equipo de FNYH, ATN y de USAL con el monitor LIFE

El solsticio de verano acompañó la llegada de la visita de la Comisión Europea a las áreas que pertenecen al Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico que  tiene a la Fundación Naturaleza y Hombre como beneficiario coordinador de proyecto y cuenta además con la Associaçao Transumânza e Natureza (ATN) de Portugal, la Universidad de Salamanca como beneficiarios asociados y con el apoyo de la Fundación Biodiversidad, dependiente del Ministerio de Transición Ecológica del Gobierno de España; y del programa LIFE de la Unión Europea.

La visita tuvo comienzo en la Finca “La Parrilla” y en la Finca Atoquedo, situadas en el Parque nacional de Monfragüe, enclavado en la provincia de Cáceres.

Durante el recorrido por las fincas extremeñas, el monitor LIFE pudo valorar las múltiples actuaciones realizadas, como

  • restauración y mejora del hábitat de la dehesa, y la construcción de nuevo cercón de cría de conejos de montes por la mejora de los recursos tróficos.
  • construcción de nuevo muladar, hábitat de las aves necrófagas, como el buitre negro, una de las especies objetivo del proyecto de conservación.
  • restauración de charcas para la cigüeña negra y la construcción de palomares que darán cobijo al águila perdicera.
  • restauración del ecosistema de bosque de ribera.

El viaje hacia la reserva biológica Campanarios de Azaba en Castilla y León dio por finalizada la primera de las dos jornadas de visita.

La mañana del viernes 22 de junio amaneció con un recorrido por Campanarios de Azaba en el que se pudo enseñar las nuevas acciones llevadas a cabo, como el nuevo cercón de cría y nuevas mejoras en cercados de presuelta de conejo de monte por la mejora de recursos tróficos para predadores.

Los dos días de visita llegaron a su fin con la parte teórica de consulta técnica y administrativa del proyecto LIFE.

La reserva Biológica Campanarios de Azaba, área ya conocida por los fotógrafos profesionales y aficionados a la naturaleza de toda Europa, realizará durante la jornada del 2 de junio el “Maratón Fotográfico por la Biodiversidad” que se celebrará en diferentes áreas del Oeste Ibérico hasta el mes de octubre y que promete naturaleza y fotografía, sorpresas y mucha diversión.

Dirigido a niños y jóvenes entre 10 y 17 años, acompañados por sus padres o adultos, aprovecharán el día, acompañados por los educadores, recorriendo diferentes puntos de la reserva para que puedan sacar sus mejores fotos. La actividad se extenderá hasta la hora de comer, parándose a media jornada para tomar un pequeño almuerzo o picnic, que entregará la organización a los jóvenes fotógrafos y asistentes.

Su primera convocatoria tendrá lugar en la Reserva Biológica de Campanarios de Azaba. Con un número máximo de 25 participantes en el concurso, se organizarán distintos grupos para ir explorando los rincones, flora y fauna más bonita de la reserva biológica, mientras a los padres se les enseñará el programa de conservación que se está llevando a cabo en el marco del proyecto LIFE+ “Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico”, además de una visita guida por la reserva para los adultos.

zorro entre cantueso

Zorro entre cantueso

Mientras los peques y jóvenes estén entretenidos en capturar imágenes encantadoras de naturaleza, los adultos disfrutarán conociendo el bosque mediterráneo, entre encinas centenarias y alcornoques, plantas aromáticas y los aromas y colores del cantueso y de las peonías.

Durante el recorrido por la reserva, a los adultos y jóvenes fotógrafos, no les faltará la oportunidad de encontrar los grandes herbívoros como las vacas Sayaguesa, los caballos de las Retuertas o las ovejas Castellanas negras, que ayudan de forma natural y sostenible en la formación y conservación del ecosistema mediterráneo.

También se podrán encontrar bandadas de rabilargos volando muy cerca, los abejarucos de miles colores con su característico canto o las abubillas en sus vuelos entre árboles. Muchas son las oportunidades de observar en su hábitat la fauna ibérica que alberga la reserva biológica, sin olvidar a los anfibios que encuentran cobijo en las charcas. Hay que permanecer atentos durante el maratón fotográfico e incluso, con suerte, alguno llegará a ver la manada de ciervos que llegaron a la reserva el pasado otoño.

El concurso fotográfico supone una oportunidad para reunir a las familias en una entretenida actividad en plena naturaleza y una forma de conocer el entorno acercando a los niños y adultos a la naturaleza de forma educativa a la vez que divertida.

La primera etapa del evento se celebra el sábado 2 de junio y ya está abierto el plazo de inscripción.

La siguiente etapa se celebrará en el Parque Nacional de Monfragüe y cerrará el maratón fotográfico un último concurso en el mes de octubre de nuevo en la Reserva Biológica Campanarios de Azaba.

Así que… ¡Animaros a mostrar con vuestros ojos el encanto del Oeste Ibérico!

Rabilargos

Rabilargos

PREMIOS:

1er PREMIO – Ganador – estancia con su familia de una noche con sus padres y hermanos con estancia en el lodge cena y desayuno y visita al hide nocturno además del cuadro enmarcado con el poster del LIFE+ Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico

2º y 3er. PREMIO – Visita al muladar con sus padres y hermanos, además del cuadro enmarcado con el poster del LIFE+ Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico.

(A todos los participantes en el concurso se les entregará una mochila del Proyecto Life , camiseta, cuaderno, poster y pegatina)

INSCRIPCIÓN y más información: educacioncampanarios@fnyh.org

Tel. 650 210 921

BASES DEL CONCURSO